.
Gastos de envío gratis en pedidos superiores a 100€
(+34) 923 106 002 | [email protected]
0

No hay productos en el carrito.

0

No hay productos en el carrito.

Alimentación con bellota

Lomito Bellota 100% Ibérico

Lomito

Mostrando el único resultado

¿Estás pensando en comprar lomito ibérico de bellota?

El lomito ibérico, también conocido como caña de presa ibérica, es un embutido muy especial y, sorprendentemente, bastante desconocido por muchos.

Si vas a comprar lomito ibérico es importante conocer antes bien el producto. Para empezar, confundir el lomito ibérico con el lomo es un error bastante común de muchas personas. A menudo estas personas suelen pensar que están comprando una pieza de lomo de menor tamaño. Pero nada más lejos de la realidad.

Este error se produce con bastante frecuencia, entre otras cosas, porque el nombre y aspecto del lomito ibérico y del lomo son muy parecidos.

Pero no te preocupes, porque vamos a explicarte todo lo que tienes que saber para poder comprar un buen lomito ibérico de bellota y saber apreciar todas sus características y cualidades como un verdadero experto (o experta).

¿Qué es el lomito ibérico?

Como decimos, una pieza de lomito ibérico es un producto totalmente diferente al lomo. Su nombre deriva del parecido que existe entre uno y otro. Y esto sigue generando numerosas confusiones.

Existen varias formas de llamar al lomito ibérico. Presa ibérica o cabecero de lomo son otras de las denominaciones más comunes. La diferencia fundamental que tiene respecto al lomo es la zona del animal de la que se extrae. Ambos productos provienen de diferentes partes del cerdo.

El lomito ibérico se extrae de un músculo situado entre los omóplatos del animal. El lomo, por su parte, se extrae del lomo del cerdo, situado bajo las costillas y pegado al espinazo.

Ambos tienen varias características que hacen que los podamos diferenciar fácilmente. Pero antes de enumerar estas diferencias vamos a explicar con detalle un concepto que debe quedar bien claro.

Nos estamos refiriendo a la denominación de lomito de bellota 100% ibérico.

¿A qué nos referimos cuando hablamos de lomito de bellota 100% ibérico?

Cuando decimos que un lomito es de bellota y 100% ibérico estamos dando varios puntos de información relevante sobre este producto.

Por un lado, al decir “lomito” estamos indicando, como ya hemos dicho anteriormente, que esta pieza de carne procede de la presa, una parte del cerdo diferente de la que procede el lomo.

Cuando añadimos, además, que un lomito es ibérico estamos indicando que el ejemplar de cerdo del que se extrae esta pieza pertenece a una determinada raza de cerdo. En concreto, a la raza ibérica.

Esta especie de cerdo solo se encuentra en nuestro país. Tiene unas características muy especiales que hacen de sus productos algo único en todo el mundo.

Cuando añadimos un porcentaje (como en lomito 100% ibérico) estamos indicando el grado de pureza de raza que tiene el animal del que se extrae la pieza de carne. El porcentaje de 100% ibérico nos está diciendo que es un cerdo 100% de raza pura. Es decir, que tanto la madre como el padre de ese animal también son 100% de raza pura ibérica.

Pueden darse otros grados de raza según varias combinaciones con otras especies de cerdos. Pero para que una pieza de lomito ibérico pueda denominarse “ibérico” el animal del que se ha extraído debe tener, al menos, un 50% de porcentaje de raza ibérica.

De esta manera, podemos encontrar en el mercado las siguientes denominaciones:

Lomito 100% ibérico: Se da cuando la pieza de carne procede de un ejemplar de cerdo cuyos padres son cerdos 100% ibéricos. Estos animales, además, deben estar inscritos en el Libro Genealógico para la Raza Porcina Ibérica. Esta es la gama más alta de lomito ibérico que hay (en referencia a la raza).

Lomito 50% ibérico o lomito 50% raza ibérica: Esta denominación la encontramos cuando el lomito proviene de un ejemplar cuyos padres son una hembra 100% ibérica y un macho de otra especie (normalmente de la raza Duroc).

Lomito 75% ibérico: Denominamos con este nombre al producto proveniente de un animal cuyos padres son una hembra 100% ibérica y un macho 50% ibérico.

En último lugar, vamos a hablar de la alimentación que han tenido los ejemplares de los que se extrae el producto. De esta manera, cuando hablamos de un lomito de bellota 100% ibérico no solo nos estamos refiriendo a que esta pieza de carne proviene de un cerdo 100% de raza ibérica (con ambos padres de raza pura). También estamos indicando que este cerdo se ha criado en libertad en las dehesas, alimentándose de pastos naturales y bellotas.

Pero, al igual que pasa con la raza, también hay otras denominaciones que pueden establecerse según la alimentación.

De esta manera podemos encontrar lomito ibérico de cebo de campo. Con esta denominación identificamos a la pieza de lomito proveniente de un cerdo de la raza ibérica cuya alimentación se ha complementado también con piensos.

Por último, también podemos encontrar la denominación de lomito de cebo ibérico, aunque es bastante menos habitual. Este nombre nos indica que el animal del que procede la pieza de carne se ha criado en granjas y que su alimentación ha sido principalmente a base de piensos y legumbres.

Y ahora que ya hemos visto a qué nos estamos refiriendo cuando leemos que un lomito es de bellota y 100% ibérico vamos a pasar a detallar las diferencias que tiene con respecto al lomo.

¿Qué diferencias hay entre el lomito ibérico y el lomo?

Como ya hemos comentado antes, una pieza de lomito ibérico o presa ibérica es un producto totalmente diferente al lomo. Aún así, todavía se suelen confundir a menudo estos dos tipos de embutidos.

Pero no te preocupes si eres de esas personas que suelen confundirse. Te vamos a dar varias claves para que los diferencies con facilidad.

En primer lugar, como ya hemos mencionado, la diferencia más importante es el lugar de procedencia de ambos tipos de carne. El lomito ibérico proviene del músculo de la presa ibérica (de ahí su otro nombre). El lomo, en cambio, proviene de una zona del cerdo situada bajo las costillas y junto al espinazo.

A parte de eso, una de las características más evidentes es el tamaño y el peso. Un lomo suele ser bastante más grande y pesado que una pieza de presa ibérica o lomito ibérico.

Una pieza de lomo, por ejemplo, puede llegar a alcanzar los dos kilos de peso. En cambio, un lomito de bellota ibérico suele estar entre los 200 y los 300 gramos. Nunca van a llegar al kilogramo de peso.

Otra diferencia que salta a la vista la encontramos al cortar ambos embutidos. Las carnes del lomito ibérico y del lomo son diferentes. Eso se nota tanto en el sabor como en la textura.

La carne del lomo es menos grasa y su bocado es más suave y tierno. En cambio, las vetas de grasa del lomito ibérico son mucho más evidentes, haciendo que la carne sea un poco más dura.

El color de la loncha del lomito ibérico o presa ibérica es de un rojizo intenso y brillante. Además, su sabor es de gran duración y persistencia en el paladar.

Con estas pocas claves ya puedes saber cómo diferenciar de forma rápida y fácil un lomito de bellota ibérico de una pieza de lomo.

Si estás pensando en comprar lomito ibérico te aconsejamos que te fíes de manos expertas, como las de La Abadía.

Contamos con años de experiencia. Además, nuestros maestros artesanos preparan las piezas una a una, de manera individual y con todo el cuidado que merecen.

¿Quieres saber más sobre nuestro lomito de bellota 100% ibérico?

El lomito de bellota ibérico de La Abadía

El lomito de bellota 100% ibérico de La Abadía es un producto muy especial debido a nuestras características particulares de crianza y curación. Además, estas piezas de carne son de producción muy limitada, sujeta año tras año a las condiciones de sostenibilidad de la dehesa.

Nuestro lomito de bellota 100% ibérico proviene de ejemplares 100% ibéricos puros, que viven en total libertad en nuestras fincas de dehesas situadas en el suroeste del país. Su alimentación se basa en bellotas de encinas y alcornoques.

Nuestro lomito ibérico o presa ibérica posee un inconfundible veteado. Es tierno y delicado pero con un intenso sabor al mismo tiempo.

Además, cada pieza está elaborada por maestros artesanos y se reposan sin prisa en nuestras bodegas de Guijuelo hasta conseguir el punto ideal de curación.

La elaboración de estas piezas se realiza con procesos tradicionales inmediatamente tras el período de la montanera.

En La Abadía estamos respaldados por nuestros años de experiencia y buen hacer. Son muchos los clientes que se deciden a comprar lomito ibérico de bellota con nosotros y repiten año tras año.

Si te animas a comprar lomito de bellota 100% ibérico de La Abadía estaremos encantados de atenderte. Estamos seguros de que no te arrepentirás.

Aprende a cortar un jamón ibérico con el Campeón de España de corte de jamón:  Pablo Martínez

Visita nuestro canal de Youtube y aprende  de forma sencilla, paso a paso, cómo cortar un jamón ibérico  siguiendo el método del campeón de España Pablo Martínez.

Somos sociales, síguenos en redes sociales LA ABADÍA IBÉRICOS y estarás al día de nuestras novedades, nuevos productos, ofertas y sorteos.
Regístrate a la newsletter para recibir información y estar al tanto de todo lo ibérico.

    envelopephone-handsetmap-markercross